Preguntas más frecuentes acerca de las verrugas genitales

Datos e información acerca del VPH y las verrugas genitales

P

¿Qué son las verrugas genitales?

R

Verrugas genitales son crecimientos que aparecen en la zona genital; ya sea externamente, en la la vulva, el ano o (en los hombres) el pene; o internamente, en la vagina o en el cuello uterino. Estos crecimientos, que normalmente son suaves, húmedos y de color carne, aparecen de forma aislada o apiñadas (a menudo de apariencia similar a una coliflor) y pueden estar abultadas o planas, grandes o pequeñas. Menos comúnmente, los crecimientos relacionados con el VPH pueden ser de color rojo o marrón. Tome nota que algunas verrugas son tan pequeñas que apenas pueden verse, incluso si están en las partes externas del cuerpo.



P

¿Qué causa las verrugas genitales?

R

Las verrugas genitales son causadas por un tipo del virus del papiloma humano (VPH) de "bajo riesgo". De "bajo riesgo" quiere decir aunque la infección cause a veces verrugas genitales, no hay peligro de que produzcan un cáncer cervical. Por eso es posible que una mujer tenga verrugas vaginales, y que su Papanicolaou y la prueba de VPH resulten normales. El Papanicolaou detecta células anormales causadas por los tipos de VPH de "alto riesgo" (aquéllos que pueden causar cáncer) y la prueba de VPH, que se realiza junto con la de Papanicolaou, está diseñada para detectar los tipos de alto riesgo del virus. (Hay una prueba distinta para detectar el VPH de bajo riesgo que puede hacerse junto con la de Papanicolaou. Sin embargo, no se recomienda como prueba habitual y la mayoría de las compañías de seguros no la cubren.)

Los tipos de bajo riesgo de VPH se transmiten de la misma manera que los tipos de alto riesgo, es decir, mediante contacto cutáneo, generalmente durante el acto sexual (vaginal o anal).

Tome nota que hay un tipo de verrugas específico para cada lugar. Esto significa que las verrugas genitales no se propagarán a otras partes del cuerpo como las manos (de la misma manera que las verrugas de las manos no se propagarán a la zona genital). Sin embargo, las manos pueden ser el vehículo que transmita el VPH de los genitales de una persona a los de su compañero/a.



P

¿Son comunes las verrugas genitales?

R

Aunque el cuerpo suprime la mayoría de las infecciones de VPH antes de que causen algún problema, las verrugas genitales son las complicaciones más comunes y visibles relacionadas con el VPH. Las incidencias varían según la edad y el grupo demográfico, pero el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas estima que cada año cerca de 1 de cada 272 adultos en EE.UU. contrae verrugas genitales, es decir alrededor de 1 millón de personas. Según otro cálculo, el riesgo de tener una verruga genital en la vida es de un promedio de 10%. Sin embargo, muchas desaparecen por sí solas y la mayoría de las restantes se curan con tratamiento.



P

¿Cuán peligrosas son las verrugas genitales?

R

Las personas con verrugas genitales a menudo se sienten incómodas y avergonzadas, a veces eso conduce a la depresión y a la ruptura de relaciones. Sin embargo, las verrugas no causan efectos graves en la salud. La buena noticia es que hay disponible tratamientos eficaces.



P

¿Pueden prevenirse las verrugas genitales?

R

La vacuna del VPH desarrollada por Merck (Gardasil®) ha sido diseñada para proteger de los dos tipos más comunes de virus del VPH de bajo riesgo que causan verrugas genitales (así como de dos tipos de VPH de alto riesgo). Sin embargo, los datos actuales indican que la vacuna tiene máxima eficacia si se administra antes de que la persona se exponga a estos tipos de VPH mediante relaciones sexuales. Además, hay 10 tipos más de VPH de bajo riesgo contra los que la vacuna no ofrece protección alguna.



P

¿Desaparecen las verrugas genitales?

R

El Colegio Americano de Ginecólogos y Obstetras (ACOG) informa que los estudios indican que entre el 20-30 por ciento de las verrugas genitales desaparecen por sí solas, sin tratamiento, en un lapso de tres meses. Esto puede ocurrir con mayor probabilidad si las verrugas son pocas y pequeñas. El tratamiento puede eliminar las verrugas que no desaparecen por sí solas, pero éstas pueden reaparecer y precisar de un nuevo tratamiento. Las incidencias de recaídas varían según el tratamiento utilizado y las circunstancias individuales. Sin embargo, se estima que el 30 por ciento de las verrugas genitales, en promedio, reaparecerá haciendo necesarias alrededor de tres tandas de tratamiento.



P

¿Cómo se tratan las verrugas genitales?

R

Según la Asociación Americana de Ginecólogos y Obstetras (ACOG):

Hay dos tipos amplios de tratamiento: ungüentos y cremas aplicadas por el paciente y tratamientos realizados por el médico. No hay datos que muestren claramente que un tratamiento sea mejor que el otro.

Los ungüentos y las cremas aplicados por una misma son usualmente las más indicadas para las verrugas que crecen en superficies húmedas, tales como los "labios" justo fuera de la vagina. No obstante, quizá también traten exitosamente la piel más seca de la vulva o del pene.

Las cremas y ungüentos (o gel) utilizados con más frecuencia son:

  • " Ungüento Condylox® (podofilox): este ungüento (gel) se aplica directamente sobre las verrugas y actúa destruyendo no sólo sus células sino también su capacidad reproductora.
  • " Crema Aldara™ (imiquimod): actúa estimulando su sistema inmunológico para que éste destruya las células infectadas por VPH.

Ambos productos tienen que ser recetados por un médico.

Los tratamientos realizados por los médicos son:

  • Crioterapia, en la cual la verruga es "congelada" para desprenderla.
  • Ácido tricloroacético, que es el más eficaz contra las verrugas pequeñas en piel húmeda.
  • La electrocauterización destruye la verruga con una corriente eléctrica.
  • El tratamiento con láser, utilizado para vaporizar la verruga, se usa generalmente con las verrugas grandes o aquéllas resistentes a otros tratamientos.
  • La extirpación quirúrgica, la más indicada cuando hay sólo unas pocas verrugas pequeñas o cuando no se sabe con certeza si las neoplasias están realmente relacionadas con el VPH.
Todos los tratamientos pueden causar irritación y molestias en la zona tratada, así como cambios en el color de la piel afectada. También hay riesgo de tener dolor crónico, pero eso es extremadamente raro.

Las verrugas que no desaparecen tras seis tratamientos aplicados por el paciente o tres terapias realizadas por el médico deben reevaluarse; tal vez hubiera que cambiar de técnica.



P

¿Debo evitar la relaciones sexuales mientras hayan verrugas genitales presentes?

R

Existe el riesgo de transmitirle a su pareja la infección de VPH que causa las verrugas si usted tiene contacto genital directo mientras haya verrugas presentes. Usar un condón pudiera reducir ese riesgo.



P

¿Afectarán las verrugas genitales al embarazo o alumbramiento?

R

Es poco probable que la mayoría de las mujeres embarazadas con verrugas genitales o antecedentes de ellas tengan alguna complicación relacionada con el VPH durante el embarazo o el alumbramiento. Durante el embarazo, puede aumentar el número de verrugas genitales debido a cambios en el sistema inmunológico del cuerpo. Por consiguiente, el tratamiento puede atrasarse hasta después del alumbramiento para ver si desaparecen por sí solas.

La mayoría de los niños que nacen de mujeres que han tenido verrugas vaginales no tienen ninguna complicación relacionada con el VPH. Sólo en muy raras ocasiones provocan la aparición de verrugas en la garganta del recién nacido. Generalmente, la cesárea no se recomienda como método para prevenir esta incidencia tan poco frecuente.